domingo, 21 de noviembre de 2010

¿QUIÉNES SON LOS FAKIRES?

Quiénes son los fakires. Fakir durmiendo en cama de clavos
Los fakires y sus costumbres

Desde tiempos remotos y hasta nuestros días, extraños hombres de ciertos países orientales se someten a durísimas pruebas que les permiten soportar el sufrimiento físico. Algunos lo hacen para salvar su alma; otros, sólo por dinero.

El término fakir proviene del árabe y, en esta lengua, quiere decir "pobre" o "mendigo", aunque el significado de la palabra va más allá de la pobreza material, aludiendo a un sentido más profundo, espiritual, y señalando a los religiosos mendicantes mahometanos y a los ascetas indios que viven de la caridad ajena. Estos mendicantes y ascetas, se someten a prácticas muy rigurosas, penitencias extremadamente difíciles de soportar.
En un pasado muy remoto, la práctica del fakirismo era un medio de elevación y salvación que originalmente se transmitía de padres a hijos. Para propagarlo, en la India se crearon numerosas escuelas de fakires, en las cuales los alumnos aprendían a desarrollar un magnífico autocontrol que, mediante técnicas psíquicas y de relajación profunda, les permitía soportar el dolor físico, permanecer enterrados vivos o encerrarse en pequeñas urnas escasas de oxígeno, sin que ésto les causara la muerte.

El fakirismo hoy

Con el tiempo, la práctica de las técnicas de los fakires -originalmente concebida para la liberación espiritual- se convirtió en un medio de vida, tanto en Egipto como en la India u otros países de Asia. Es por ello que, actualmente, en los mercados y otros sitios públicos, se encuentran fakires que exhiben parte del cuerpo sangrante atravesado por punzones, o sus manos picadas por escorpiones que no les hacen daño alguno, mientras otros aseguran que "levitan", al representar un número en el cual se elevan en el aire con el cuerpo cubierto por un lienzo que oculta el truco empleado para la levitación. Se trata, en este caso, de escenas atractivas para los turistas que, por supuesto, reportan dinero. En cambio, los yoguis o penitentes que hoy se entrenan para soportar el sufrimiento, en su mayoría no lo hacen a cambio de dinero, sino para purgar sus culpas. Aunque hoy haya quienes sigan haciéndolo, en la India, todos los maestros censuraron algunas de las técnicas, por considerarlas demasiado duras. En efecto, hubo penitentes que quedaron ciegos por someterse a la contemplación sin pausa del sol, y otros que atrofiaron parte de su cuerpo, por dejarla en determinada posición indefinidamente. Sin embargo, hay quienes continúan sometiéndose a terribles mortificaciones. La fe en algunos casos, las monedas u obsequios en otros, son los móviles de su voluntario sufrimiento.

(Información extraída de revista "Predicciones").

Por favor, comparte en tus redes sociales esta interesante lectura sobre los fakires.

Temas de esta publicación:


votar

15 comentarios:

  1. Soledad, hay cosas extrañas por el mundo, pero esto de los fakires nunca lo entendí.
    Ni para ganar dinero.

    Buena entrada.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Este tipo de culturas donde se dan esta clase de gente nunca lo he entendido.Lo respesto pero no lo entiendo,al igual que tantas cosas que nos vienen de las culturas orientales

    Besos,Soledad

    ResponderEliminar
  3. JRio:
    Yo tampoco, pero bueno, hay costumbres y gustos para todo dicen ¿no?, jaja.
    Te mando un beso grande, y que tengas un lindo Domingo.

    ResponderEliminar
  4. Felipe:
    Es verdad; existen costumbres muy extrañas en estas culturas, y como le comentaba a JRio, yo tampoco lo entiendo, aunque también lo respeto.
    Gracias por tu comentario.
    ¡Besos!.

    ResponderEliminar
  5. Aunque más allá de lo extrañas y diferentes que puedan ser estas costumbres, resulta apasionante investigar y conocer estas tradiciones, al menos para mí, que siempre me han llamado la atención estas cosas.

    ResponderEliminar
  6. Hola Soledad :)
    No me he criado con esas enseñanzas, por lo que respeto...ahhh someterse a semejantes dolores, en el caso de los yoguis: pasan meses sin comer, meditando, en posiciones que como dices producen malformaciones.

    Sí rescato, lo maravilloso de pensar que en la vida debemos ser buenas personas.

    Besitos!

    ResponderEliminar
  7. Graciela:
    Son comportamientos bastante difíciles de comprender.
    Personalmente también opino que el hecho de tener buenos principios y valores como personas es fundamental, pero no creo que el autocastigo sea la forma adecuada, aunque como dices, se respetan las costumbres y creencias de cada uno. Y quienes lo hacen para ganar dinero, no sé, me parece un poco raro, y demasiado sacrificado, habiendo tantas opciones para ganarse la vida.
    Te mando un beso grandote, ¡y gracias por venir a visitarme!.

    ResponderEliminar
  8. Leyendo la entrada y los comentarios, creo que no hace falta mucho entender. Son practicas milenarias en culturas diferentes, donde la religion y la espiritualidad tienen mas valor que el dinero mismo.
    Lo que si entendi, es que la fisica, en Discovery Channel, explico como hacen para acostarse en la cama de clavos. Toda una cuestion de la separacion y distancia que hay entre unos y otros.

    Abrazos.

    ResponderEliminar
  9. Hola Sole,hermosa tu investigación,y es muy cierto y real lo que dice Adrián es todo un tema el de los clavos y sus posiciones...
    Y,en contra de los modismos de las etnias es imposible ir,y hasta muchas veces comprenderlas.
    Besos y blancos jazmines,todavía no se terminan!!!jajajaa.



    PD:Gracias por pasar con tus saludos de cumpleaños,lo pasé genial.
    Ambar...

    ResponderEliminar
  10. Adrián:
    No quiero que se malinterprete. En ningún momento fue mi intención cuestionar ni desmerecer este tipo de prácticas, al contrario; si las estoy compartiendo, es porque me parece realmente muy interesante leer y analizar acerca de estas tradiciones. Simplemente dije que me parecía un poco extraño la forma en que se autocastigan los fakires, y que lo que no comprendo es cómo se someten a estas torturas tan duras y difíciles de soportar, pero claro que no lo estoy cuestionando ni mucho menos.
    Espero que mi opinión no se malentienda.
    He leído acerca del método que comentas sobre la cama de clavos, pero gracias por detenerte en este punto, que es también muy interesante.
    Te mando un beso grandote, y que tengas un lindo comienzo de semana.

    ResponderEliminar
  11. Ambar:
    Hola amiga.
    Como le decía a Adrián, no fue mi intención ir contra los modismos, ni nada que se le parezca. Tanto mi opinión como la de quienes escribieron aquí sus comentarios, sólo intentaban analizar un poco el porqué de estas costumbres, pero como decíamos, por supuesto que se respetan totalmente las costumbres de cada cultura. Simplemente son opiniones.
    Me alegro de que hayas pasado bien en tu cumple, ¡y gracias por adornar el blog con jazmines, y con tu alegría de siempre!.
    Besotes, y que tengas un lindo comienzo de semana.

    ResponderEliminar
  12. Hola Sole,nunca malinterpreté tu escrito.
    Está todo más que bien.
    Besos.
    Que tengas una maravillosa semana.
    Ambar...

    ResponderEliminar
  13. Ambar:
    Claro amiga, sólo quería aclarar que las opiniones escritas por mí aquí en los comentarios, no eran cuestionamientos hacia esta cultura, sólo opiniones. Estoy segura de que tanto Adrián como tú entendieron lo que quise decir.
    Gracias por venir.
    ¡Besotes, y que tengas un lindo día!.

    ResponderEliminar
  14. Tampoco debe de extrañarnos tanto, en la religión católica se utilizan cilicios, muchas veces llenos de púas.En realidad son castigos purificantes. Un saludo.

    ResponderEliminar
  15. Luna:
    Sí; como decíamos, existen tantas creencias diferentes en el mundo y en cada cultura, y todas son respetables.
    Gracias por pasar por el blog.
    Te mando un beso grande.

    ResponderEliminar

¿Cuál es tu opinión sobre este artículo?; ¿tienes más datos para aportar o algo que sugerir?; ¿tienes una duda o alguna idea para compartir?:
Escribe aquí tu comentario. Hazlo con educación y respeto.
No utilices este espacio para hacer publicidad. Los comentarios de esa clase serán eliminados.