sábado, 2 de octubre de 2010

TRADICIONES TRIBALES

Tradiciones y costumbres tribales

Perforaciones, piercing, tatuajes, son cuestiones ancestrales.
El pendiente que llevan muchos marinos, procede de la vieja costumbre de ponerse un arete en el lóbulo de la oreja al doblar el cabo de Hornos, en el extremo austral de América.
Numerosas tribus, como los Mursi de Etiopía y los Botocudo de la Amazonia, se insertan platos en los lóbulos de las orejas y en los labios, y se clavan en diversas partes del cuerpo huesos de animales, como canon de belleza. Cuando alcanzan la pubertad, se arrancan los cuatro incisivos inferiores, para salivar constantemente el labio deformado, así éste no se rompe por la sequedad.
Los Mayas y Aztecas, perforaban su lengua regularmente, para extraer sangre para ceremonias y rituales. Para aumentar el flujo de sangre, pasaban una cuerda por la perforación, que deslizaban rítmicamente de arriba hacia abajo.
En algunos lugares de Australia y Nueva Guinea, una costumbre tribal, es el septum perforado (corte en medio de los orificios nasales y debajo del tabique), para así dar al guerrero una fiera y salvaje apariencia.
La perforación en el ombligo, se cree que es originaria de Egipto, donde este privilegio era reservado sólo a personas de la realeza y sacerdotes.
En el Imperio Romano, se insertaba un anillo de metal en los genitales de atletas, y también de los esclavos, para que no pudiesen tener relaciones sexuales.
Aún en la actualidad, se realiza la ablación de clítoris, circuncisión femenina a las niñas en países de África, Oriente Medio, como rito de paso a la madurez. La pérdida casi total de sensibilidad, es la principal consecuencia para las afectadas, además de los daños psicológicos.
Las mujeres de la tribu Karen (sólo las que nacen los miércoles de luna llena), se colocan unos aros de bronce en su cuello, con el objeto de alargarlo. Este honor, les exige agregarse anillos con los años, que portarán durante toda su vida, pues por la debilidad, los músculos de su cuello no soportarían el peso de su cabeza. Cuando una mujer comete adulterio, le retiran los anillos, con el peligro permanente de fracturarse la columna cervical.

TATUAJES, ESCARIFICACIONES, MOMIFICACIÓN

A lo largo del mundo, son numerosas las tribus que se hacen tatuajes. El tatuaje facial en las tribus maoríes, consiste en una combinación de espirales con una serie de líneas, formando un modelo simétrico.
Muchas tribus practicaban el tatuaje terapéutico, y otras lo hacían para impresionar y asustar a los enemigos.
En tribus de África, Australia y América del Sur, los hombres se realizan escarificaciones, cicatrices producidas bien por cortes superficiales o profundos, o por quemaduras con fuego. Estas heridas producen una costra que, por lo general, es de color oscuro, resultante de la muerte de los tejidos. Éstas son realizadas por diversos motivos, desde mostrar las hazañas del portador (cada escara señala un enemigo abatido), hasta para indicar el status social, o imitando a ciertos animales adorados, como el cocodrilo.
Las mujeres pigmeos, ayaka y de la tribu Mentawai de la Sumatra indonesa, llevan a cabo el doloroso proceso de limarse y afilarse los dientes, para así poder casarse con el jefe de la tribu, y para ser más bellas.
Beber sangre no es sólo cosa de vampiros. Algunas tribus africanas beben diariamente la sangre de sus vacas, bajo la creencia de que ésta los vuelve más vigorosos. En otras se bebe la sangre de los animales preñados, como rito de fertilidad.
Los indios Jíbaros de Sudamérica, reducen las cabezas de sus enemigos hasta el tamaño de un puño. Se trata de una especial forma de momificación. Estas cabezas son utilizadas luego como trofeos o talismanes mágicos.

(Información extraída de revista "Cara a Cara").

Por favor, comparte en tus redes sociales esta interesante lectura sobre tradiciones tribales.

Tema de esta lectura:


Imprimir votar

18 comentarios:

  1. Pasar por tu casa nunca me deja indiferente.Siempre me llevo un trozo de sabiduría

    Besos

    ResponderEliminar
  2. Sole.........piel de gallina!!!!!,algunas las conocía y otras ni idea,gracias por compartir esta información....
    Te cuento también que por ejemplo:los turcos tatuaban a los armenios antes de deportarlos al desierto!!!y no era precisamente por tradiciones...los tatuban en el ante brazo,y en el otro antebrazo un número.Los tatuajes han sido también estigmas de muerte.
    Besos y gracias por tus datos!
    Que tengas un hermoso finde!!!!!
    Ambar...

    ResponderEliminar
  3. Y los que se ponen piercings y tatuajes van de modernillos, je, je.

    Buen artículo.

    Besos.

    ResponderEliminar
  4. Qué bueno, Felipe.
    Me alegro de que mis artículos puedan resultar de utilidad. Eso me anima a continuar escribiendo.
    Gracias por tu visita y comentario.
    ¡Besos!.

    ResponderEliminar
  5. Ambar:
    Qué interesante el dato que me dejas sobre los tatuajes de los armenios.
    Algunas de las tradiciones de este artículo parecen más bien torturas, ¡pero gracias a ellas es que hoy existen los tatuajes y los piercing!, jejeje.
    Me alegro de que te haya gustado.
    Besos amiga, ¡y que tengas un lindo fin de semana tú también!.

    ResponderEliminar
  6. JRio:
    Te confieso que a mí sí me gustan esas cosas. Bueno, no es que esté llena de piercings ni nada, pero sí tengo un tatuaje en el hombro derecho, parecido a la imagen de mi avatar. Pero sí, hay gente que piensa que estas cosas son muy modernas, y no saben que vienen de hace muchísimos años.
    Gracias por pasarte y opinar.
    ¡Besos!.

    ResponderEliminar
  7. Si es que ya está todo inventado. Ahora solo se trata de imitar a los antiguos.
    Magnifico post
    Besos
    nela

    ResponderEliminar
  8. Hola,bello blogg,preciosa entrada, gracias por compartirla,te encontré en un blogg común,si te gusta la poesía te invito al mio,será un placer,es,
    http://ligerodeequipaje1875.blogspot.com/
    muchas gracias,buen día, besos.

    ResponderEliminar
  9. Es verdad, Nela. Parece hasta raro ver como lo "moderno", tiene su origen en un pasado lejano. ¡Y nosotros que nos creíamos muy originales!, jajaja.
    Te mando un beso grandote, y gracias por tu comentario.

    ResponderEliminar
  10. Don Vito:
    ¡Bienvenido!.
    Me alegro de que te haya gustado este espacio. Con gusto visitaré el tuyo.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  11. Sole reinita,me ha gustado la información,y no me gustan los tatuajes,jajajajaja.
    Siento que ponerse esas cosas extrañas en el cuerpo no es bueno,ni tampoco me parece que las personas debamos andar tatuándonos por todos lados,creo que la originalidad hoy en día sería"CERO TATUAJES Y PEARCING"¿qué te parecería???,dicen que la moda no incomoda,pero esta moda justamente a mí sí me incomoda,que se haga por costumbres ancestrales es una cosa,pero lo que se ve en la calle hoy en día..ya pasó de castaño obscuro creo yo...(mis hijos me dicen que soy anticuada)jajajaja.
    Causalmente en el mes de junio,cruzaba una avenida de Baires,y me encuentro con el hombre tatuaje!!!,uno que en una oportunidad salió por tele,pleno invierno,frío y el con un chalequito para mostrar todo su cuerpo!!!ojo,no lo estoy criticando,solo que me dá mucha impresión este tipo de cosas que las personas se hacen contra su cuerpo,lo siento cómo agresiones inútiles¿se comprende lo que te quiero decir??.
    NO te doy más lata,si sigo no me permitirás comentarte más!!jajajajaja.
    Besos linda y que tengas el mejor domingo!!
    Ambar...

    ResponderEliminar
  12. Hola Ambar.
    Lo de ponerse piercings y tatuajes es cuestión de gustos, ¡y toda opinión es respetable!. Menos mal que no a todos nos gustan las mismas cosas.
    Yo creo que el que quiera tatuarse o colocarse un piercing, debe hacerlo para sí mismo, y no para estar por ahí presumiendo que se puso esto y lo otro, ¡y mucho menos pasar frío para estar exhibiendo los tatuajes!.
    Igual hay personas que creo que exageran un poco. Tatuarse es una cosa, pero llenarse el cuerpo, y todavía con tatuajes demasiado grandes, eso sí no me gusta. Lo respeto, pero yo no lo haría.
    Gracias, amiga, por venir hoy también, ¡y que tengas una linda tarde!.
    ¡Besotes!.

    ResponderEliminar
  13. Hola Sole
    Más allá de que me impresiona y que a veces me parece una agresividad al cuerpo, ni me afecta ni me molesta verlo en otro. En el caso de los tatuajes, la mayoría, se los hace por un motivos o circunstancia en su vida, que emotivamente lo han marcado, y otros por el simple hecho de lucir obras de artes en el cuerpo, me parece bien, es tan cierto eso de que cada loco con su tema y yo lo respeto, es una manera de tolerar las diferencias, aunque no las acepte.
    Buena Semana!
    Besitos

    ResponderEliminar
  14. Hola Mabel.
    Lo que dices es real. Yo también creo que cada tatuaje tiene un sentido para quien se lo hace, y bien puede ser, como dices, reflejar de cierta manera algún aspecto del sentir de su portador.
    ¡Te mando un beso grandote!, y gracias por venir y opinar.

    ResponderEliminar
  15. Sole, es interesante conocer más acerca de algunas modas de hoy en día, muchos confunden las mismas justificándolas con el sentido pasado con el que se las creó, cosa que es un error muy grande, pero típico de una sociedad reflejo de un tonto espejo.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  16. Reinita!!!!Uru publicó en su blog!!!!!!!.
    Besos.
    Ambar...

    ResponderEliminar
  17. Adrián:
    Es verdad que hoy en día, estas modas ya no tienen nada que ver con lo que fue en sus inicios, pero me pareció interesante compartir información acerca de sus orígenes.
    Gracias por tu visita y comentario.
    ¡Besotes!.

    ResponderEliminar
  18. Ambar:
    ¡Gracias por avisar!. Ya voy para allá.
    Besotes amiga.

    ResponderEliminar

¿Cuál es tu opinión sobre este artículo?; ¿tienes más datos para aportar o algo que sugerir?; ¿tienes una duda o alguna idea para compartir?:
Escribe aquí tu comentario. Hazlo con educación y respeto.
No utilices este espacio para hacer publicidad. Los comentarios de esa clase serán eliminados.